El temporal da este martes sus últimos coletazos con copiosas nevadas en el interior norte de Castellón

De Redacción La Voz - miércoles, 7 de febrero de 2018 No Comments
El temporal que azota la Comunitat daba este martes sus últimos coletazos con copiosas nevadas en el interior norte de Castellón, que ha vivido nuevos problemas de tráfico y donde el viento, que ha generado sensaciones térmicas de hasta -10 grados, aumenta el riesgo de formación de placas de hielo.
La Delegación del Gobierno ha levantado la situación de emergencia en Castellón, sin camiones embolsados ya en la A-23, mientras para la N-232 sigue el aviso rojo, con prohibición de que circulen camiones y la obligación de cadenas para turismos, y en Valencia se normaliza el tráfico pues la N-330, en Ademuz, ya está totalmente abierta.
Catorce centros escolares de la provincia de Castellón y dos de la localidad valenciana de Ademuz han permanecido cerrados por la presencia de nieve, además de varias rutas escolares que atienden a alumnos de diferentes municipios, según la Conselleria de Educación.
En Morella las calles están cubiertas de nieve y aunque se trabaja en la limpieza de las vías principales, éstas se vuelven a llenar porque no cesa de nevar, señalan desde el Ayuntamiento.
Lo mismo ocurre en Vilafranca del Cid, donde la nieve tampoco para de caer y los vecinos temen que las bajas temperaturas que se prevén para las próximas horas contribuyan a la formación de placas de hielo, lo que dificultaría incluso la circulación a pie.
A primera hora de la mañana el termómetro marcaba -11 grados en Vilafranca, según Aemet, y a las tres de la tarde subía a -3, aunque el viento generaba una sensación térmica de diez grados bajo cero.
La Agencia Estatal de Meteorología ha actualizado los avisos por nevadas y permanecen activos con nivel máximo naranja en el interior norte de Castellón y nivel amarillo en el interior sur de Castellón y el interior norte de Valencia.
También por temperaturas bajas -de hasta 6 grados bajo cero- está activado el nivel amarillo en el interior de Alicante, el interior sur de Valencia y el interior de Castellón.
El presidente de la Diputación de Castellón, Javier Moliner, se ha reunido por la mañana con el Centro de Coordinación de Emergencias para atender y evaluar la situación que se vive en los municipios del interior y las carreteras provinciales por la nieve.
Los efectivos del Consorcio Provincial de Bomberos trabajan con catorce quitanieves para restablecer la normalidad, sobre todo en la zona de Els Ports y la Tinença de Benifassà con ocho máquinas donde la situación es más complicada porque sigue nevando y sopla el viento, que provoca acumulación de nieve de hasta 40 centímetros en algunas zonas de la Tinença.
El resto de efectivos trabaja en la zona de Barracas, el Alto Mijares y en Culla y Benassal.
Asimismo, el Centro de Coordinación de Emergencias de la Generalitat ha decretado la emergencia situación cero por nevadas en las zonas afectadas por las persistentes nevadas: Els Ports, l'Alt Maestrat, l'Alcalatén, Alto Mijares y Alto Palancia, en Castellón; El Rincón de Ademuz y Los Serranos en Valencia, y l'Alcoià, en Alicante.
El nivel cero de emergencia implica que los efectos de la misma hacen necesaria la movilización de recursos para efectuar la limpieza de viales, según el Consell.
Por su parte, Cruz Roja Española está prestando asistencia a los 400 vehículos pesados embolsados en diferentes polígonos industriales y áreas de servicio del norte de Castellón con motivo del temporal de nieve.
Así lo ha anunciado el delegado del Gobierno en la Comunitat Valenciana, Juan Carlos Moragues, tras presidir el comité ejecutivo que contempla el Protocolo de nevadas en la Red de Carreteras del Estado en la Comunitat Valenciana.
Moragues ha afirmado que aunque deje de nevar esta tarde, la previsión es que "hará mucho frío y cuando hay frío hay placas de hielo", por lo que aconseja que "no se circule ni dirección Teruel a través de la A-23 ni a través de la 232 en dirección Morella" porque la situación va a seguir siendo "complicada".
En cuanto al dispositivo, está compuesto por Tráfico de la Guardia Civil con 850 agentes, que trabajan en la red de carreteras del Estado y las carreteras secundarias dependientes de diputaciones y de la comunidad autónoma, y personal de la Demarcación de Carreteras, con 200.
Se han echado 1.200 toneladas de sal y salmuera en diferentes puntos de la Comunitat y 28 vehículos quitanieves han trabajado en estos episodios de nieve y de frío.

No hay comentarios " El temporal da este martes sus últimos coletazos con copiosas nevadas en el interior norte de Castellón "